Main Content

Algunas asociaciones son destinadas a ser.

Muchas veces, los estudiantes que se gradúan de nuestro programa describen sus perros guía como mejores amigos, adivinos, incluso almas gemelas. Es una unión que va mucho más allá de lo que la mayoría de nosotros alguna vez ha experimentado, incluso con otro ser humano, porque esta relación requiere no sólo compañerismo sino confianza e interdependencia absolutas.

Pero no sucede por sí sólo. Requiere una comunidad de gente dedicada y muchos años de esfuerzo para facilitar y cultivar una relación entre una persona ciega y un perro guía.

Ayer, Hoy y Mañana

Fuimos fundados en 1942 para servir a los veteranos cegados en la Segunda Guerra Mundial. Hoy servimos a miles de personas por todo los Estados Unidos y Canadá. Nuestra meta es proveer de la oportunidad de experimentar el poder de esta relación a cada persona ciega.

Nuestros Alumnos

Se ofrecen el transporte, la pensión completa, el coste de la instrucción, el perro guía, el equipo y los servicios de apoyo completamente gratis. Nuestros alumnos reciben “becas de toda la vida” para que puedan volver para perros sucesores.

Nuestros Perros

Nuestros cachorros nacen en nuestras perreras de animales de apareamiento que han sido especialmente seleccionados. Se incluyen en nuestras razas los labradores amarillos y negros, los golden retrievers, y las mezclas de labrador y golden retriever. Cuando los cachorros tienen aproximadamente ocho semanas, se colocan con voluntarios que los crían para que se socialicen, y para que estén expuestos a una extensa variedad de ambientes. Hay más que 1.000 familias que crían a los cachorros en ocho estados occidentales. Entre las 14 y 18 meses de edad, los cachorros vuelven a nuestra escuela para completar 5 meses de entrenamiento con nuestros instructores licenciados de movilidad con perro guía. Nuestros perros reciben atención veterinaria de primera clase de nuestro equipo de veterinarios.

¿Cómo puede usted ayudar?

Cada siete minutos, alguien en América se queda ciego. Si usted conoce a alguien que es ciego, por favor cuéntele sobre nuestro programa. No recibimos ninguna financiación del gobierno. Dé generosamente para que nuestros servicios puedan permanecer gratis.

No podríamos hacer nuestro trabajo sin la ayuda de nuestros voluntarios y las personas que nos apoyan. Oportunidades para voluntarios están disponibles en los dos campus, tanto como en comunidades locales.

Haga una donación. Hágase voluntario.

Y si conoce a alguien que es ciego, ayúdenos a difundir la palabra.

Con su ayuda, aún más gente puede descubrir el poder de esta relación.

Llame al (800) 295-4050.

Navigation